Ingrese texto de busqueda

15/03/2019 00:11 | Liga Nacional

Recupera terreno

Olímpico ganó un partido importante para tratar de salir de su momento irregular. Doblegó a Boca fuera de casa 76 - 71 tras buenas respuestas ofensivas desde el segundo cuarto en adelante. El colectivo funcionó, donde Solano, Massey y Machuca anotaron 15 pts c/u.
Autor:Gastón Ribotta (especial para www.Pickandroll.com.ar)
Recupera terreno

Olímpico de la Banda se plantó bien en la Bombonerita en los primeros minutos del juego. En defensa bloqueó a los internos foráneos de Boca con la presencia de un buen defensor como lo es Ivan Basualdo. En ataque consiguió en esa zona un doble y con un triple de Emiliano Basabe lo ganaba en un partido con escaso goleo por 5-2. Sin embargo, en los tres minutos posteriores el aro se abrió para ambos bandos. En el local, una bomba de Alejandro Konsztadt (sumó 5 puntos en el primer cuarto) y el debut en la red de Adrián Boccia. La visita por su parte continuó con el dominio del juego con una daga de 6,75 de Jonathan Machuca y cuatro al hilo de Gelvis Solano (15-8 OLI;2:26).

El Xeneize estaba impreciso en ataque y a eso no lo suplía con intensidad defensiva, ya que le concedía tiros a jugadores peligrosos como Jeremiah Massey y penetraciones a Solano. Los bandeños a pesar de poder anular a las figuras rivales, no estuvieron efectivos para poder escaparse en el electrónico. Cuando el transcurso parecía tranquilo para el conjunto santiagueño, en un par de posesiones consecutivas Basabe perdió el balón (robo y falta en ataque), y esto le permitió al elenco de la Ribera situarse abajo por la mínima (15-14). Un triple desde el banco aportado por Alex Galindo y una volcada de Roquez Johnson estiró la racha a 11-0, y en un abrir y cerrar de ojos los dueños del match eran los bosteros (19-15). En la última posesión, Machuca con dos libres cortó la sequía y le puso números finales a la primera decena de minutos (19-17).

Recupera terreno

El arranque del segundo parcial fue muy similar al primero. Olímpico comenzó imponiendo las condiciones, con Massey que se activó desde el perímetro (primero en tres intentos) y Karel Guzman sumando sus primeros puntos con una bandeja. De todos modos, a pesar de estar errático desde 6,75 en un principio (0/2), Boca empujó y con un triple de Eric Flor sumado a los primeros puntos del goleador Jasiel Rivero mantuvo la paridad en el encuentro (26-26 OLI; 4,20). El equipo azul y oro mantuvo un defensa excepcional en todo el campo, con la cola rozando el parquet y un nivel de concentración alto para parar a los artilleros de Olímpico (Machuca y Solano).

Pese a esto, los dirigidos por Alejandro Capelli encontraron dos dagas que frustraron los ánimos en la Bombonerita y fueron vitales para sumar en momentos de mucha presión (32-26; 2:40). Boccia, errático en el cotejo, siguió insistiendo hasta que con un triple pudo achicar la brecha luego de una perdida insólita de Machuca en el traslado del balón (34-31). En las posesiones finales, los de la Banda aplicaron un mini parcial de 4-2 y así bajaron el telón de la primera mitad en ganancia por 38-33.

En el amanecer del complemento, el conjunto de la Ribera con un Boccia activo parecía emprender una remontada, pero ala pívot ex Libertad clavó dos bombas desde el eje de cancha e incitó un salto desde el banco seguido por un time out de Guillermo Narvarte (46-37; 8:06). Sin mucha claridad, el local logró mantenerse en partido gracias a los cinco rebotes en ofensiva que concretaron Rivero y Jonshon en el tercer chico, sumados a una buena cuota goleadora de ambos (7/11 posibles). En frente, Machuca sin sentir peso por el legado que dejó Stanic y siendo titular por la lesión de Juan Pablo Figueroa, volvió loco en los picks a Konsztadt y a Lucas Gargallo (53-46; 4:09).

Recupera terreno

Pese a no ser determinante, la diferencia en efectividad y en intensidad defensiva de los internos de ambos equipos fue la clave principal que explicó el dominio de los santiagueños en Buenos Aires. Sobre todo, teniendo en cuenta lo vital que es el cubano Rivero para la formación de La Boca. Solano tomó la posta y fue quien generó juego para los de la Banda en el tramo final del tercer parcial (6 puntos y 2 asistencias). Boca por su parte se mantuvo con apariciones a cuenta gotas de Boccia y algún ayudante de turno. El tercer cuarto culminó con los de Capelli arriba por 9 (61-52).

La misión del gigante porteño fue meterse en partido cuanto antes, y vaya si comenzó bien el periodo decisivo. Con triples de Gargallo y Sansimoni, y un doble de segunda chance del cubano (62-60 OLI; 7:43). Los bandeños continuaron en un desconcierto, confiados con la ventaja no salieron preparados para una embestida bostera que logró empatar el juego y obligar a una reacción de Capelli (parcial de 10-1 en menos de tres minutos. En plena remontada, Machuca absorbió la presión del Conde y con dos robos y tres libres sostuvo a los suyos en el aluvión. Flor con la mano caliente se sintió con confianza para comandar las ofensivas xeneizes, pero lejos de ser ese hombre estrella como lo fue en Quilmes, sostuvo mucho tiempo la naranja en su poder. Esto produjo pérdidas o les dejó pocos segundos para resolver al resto del quinteto (69-65 OLI; 3:45).

Recupera terreno

Con aciertos esporádicos producidos por los nervios y el cansancio, el match continuó con un andar parejo. Boccia y Rivero agarraron el fierro caliente en el local, y Guzman aprovechando foules recibidos para sumar desde la línea de los suspiros (73-71 OLI; 1:13). Ale Diez que supo convertir una bomba cuando promediaba el chico final, a falta de 52 segundos clavó otra nuevamente desde el centro de la cancha, dejando herido de gravedad a los soldados de Narvarte. Este último paró las acciones para diagramar una remontada épica. Sin embargo, en una ofensiva sucia tras un desperfecto en el dribbling de Sansimoni, Sandes terminó tirando un triple que estrelló la pelota y las esperanzas de Boca contra el cristal.

Machuca en la posesión posterior desperdició la chance de cerrar definitivamente el juego, y Narvarte volvió a intentar un plan milagroso desde la banca. Pero nuevamente no funcionó, Sansimoni falló desde el perímetro y Olímpico cerró un buen triunfo de visitante por 76-71. Solano con 15 puntos, 7 asistencias y 3 rebotes fue el mejor. Alejandro Diez también tuvo una actuación destacada con 10 viniendo desde la banca, y teniendo en cuenta las dos bombas en el último cuarto.

Gastón Ribotta
Pick&Roll

»Ruben15/03/2019 18:17
Para los que nos ilusionamos con los dos triunfos anteriores, lamentablemente volvimos a vivir la triste realidad de lo que es Narvarte como dt un mediocre y la diirgencia que continua siendo impresentable pero no solamente con alifraco sino por todos los otros que estuvieron realmente al frente del basket durante todos estos 12 años, uno peor que el otro...vaccaro, aguas, paredi alifraco etc etc.
Es evidente que se necesita un cambio violento dirigencial cosa que seguramente no va pasar, pero tiene que venir ya alguien que sepa de basket , no se un Arturo Martinez un Jose Luis Palazzo pero un cambio ya.Esto no da para mas.
Escribir sobre lo impresentable y vergonzoso que un jugador como galindo sea parte de este plantel o que no se contrata un Pivot extranjero en serio ya hasta cansa porque pareciera que entre el cuerpo tecnico y la dirigencia nos estuvieran boludeando a todos los hinchas, y que nada se modificara, estamos para esto, con suerte para mitad de tabla y punto, perdemos , ganamos y asi estamos a todos lo que manejan el basket les importa un joraca haber perdido anoche con Olimpico, como tambien les importara un bledo saber de antemano que salvo un milagro este miercoles vamos a perder con los cuervos, asi se manejan las cosas en el Club y encima con un narvarte que tiene contrato para otra temporada mas......
Pobre Boca Pobre basket......
Responder
75.0 %
25.0 %