• 02-03-2021
  • Buenos Aires, 15°C

Sequía Sudamericana

Todavía quedan signos de lo que fue la increíble caída de Olímpico como local, y por lo tanto, quedarse sin la final de la Liga Sudamericana. Sin dudas otro golpe para Argentina a Nivel Clubes ya que acumuló su séptima temporada consecutiva sin festejar en dicho torneo. Brasil se apoderó por completo en los últimos años de la competencia y lo demuestra en este 2019 donde Botafogo y Corinthians serán los que definan.

Si bien Argentina seguirá siendo el más ganador del torneo (12 veces) contra las 11 de Brasil (contando dicha temporada sea quien sea el ganador en la final), hay una sequía realmente preocupante en la Liga Sudamericana. Los representantes de nuestro país perdieron las últimas cuatro finales (Bahía Basket, Instituto, Estudiantes Concordia y San Martín) sumado a este 2019 donde ni siquiera un equipo albiceleste llegó a la definición.

Las últimas siete temporadas quedaron en manos de Brasil y Venezuela. El primero con un dominio abismal de seis y Venezuela en la restante con la coronación de Guaros de Lara en 2017. Hay que remontarse hasta el 2012 para hablar del último éxito de un Argentino. En este caso fue Regatas, quien se llevó el torneo en lo que era la modalidad de Final Four, la cual jugó como local ante Brasilia, Regatas de Flamengo y Peñarol. Hubo un triple empate pero el correntino salió favorecido y se quedo con la coronación con Quinteros como MVP.

Lo curioso es que hasta el 2012 inclusive Argentina ganó la mayoría de los torneos disputados. Atenas en tres oportunidades y Libertad junto a Regatas en dos oportunidades lo lograron. Olimpia de Venado Tuerto fue el primero en 1996 con Racca como MVP. Es decir, de las primeras 17 ediciones del torneo, los equipos Argentinos se impusieron en 12 (también la ganaron Estudiantes Olavarría, Ben Hur, Quimsa y Obras).

Instituto dejó la pasar, tal vez, la chance más cerca de los últimos tiempos. En las semifinales dominó a los tres brasileros con los cuales se encontró y en Río de Janeiro. Luego jugó la final ante Franca con ventaja de campo al mejor de tres. Cedió el primer encuentro, empató en Córdoba y disputó el tercero también como local. Allí cayó 94 - 90 tras ganar inclusive la primera mitad. La misma situación para San Martín en 2015. Llegó invicto tras ganar sus cuadrangulares en Brasil y Venezuela pero perdió 2-0 ante Brasilia, el último en Corrientes 92 - 78.

Sin dudas números de impacto entre una época y la actual donde la Liga Sudamericana viene siendo totalmente esquiva para los equipos Argentinos. Algunos siendo revelación llegaron a la final en forma sorpresiva o otros con gran favoritismo, pero ni uno ni otro logró la coronación. No pudo Ferro en el mano a mano ante Corinthians y peor aún Olímpico ante Botafogo como local tras dominar los primeros tres cuartos. A rever, pensar y analizar las causas para regresar a esos primeros planos, hoy lejanos con otra final integramente vestida de Brasil.

José Fiebig

@Josefiebig

COMENTARIOS (0)

DEJA UN COMENTARIO