• 11-04-2021
  • Buenos Aires, 15°C

Los U23 se llevaron las miradas

Los U23 tuvieron una notable incidencia en la temporada regular. Diferentes jugadores se hicieron cargo de sus equipos con menos de 23 años mostrando un enorme progreso en los 38 partidos disputados. De hecho, varios se ganaron el llamado a una preseleccion o incluso selección Argentina para participar en las ventanas. Varios conocidos que siguen en alza y otros que generaron un impacto en pocos meses con su calidad. Repasemos los mejores.

Hay que decir que no todos los equipos utilizaron a los U23 de la misma manera. Varios elencos apenas los colocaron en cancha y de hecho muchos fueron directamente prestados a mitad de temporada a la Liga Argentina para tener mayor protagonismo. Otros, en cambio, les dieron mucha actividad en cancha para soltarse y en la mayoría de los casos hubo muy buenas respuestas.

El primero que debe aparecer en la lista es Fernando Zurbriggen (clase 97). El base de Obras dirigió a su elenco en la temporada (15.2 ppp, 6.6 rpp, 4.9 app) con partidos fantásticos, uno de ellos en triple doble en la Champions League y dejando en claro su ascenso en diferentes aspectos de juego. Lideró en todo momento y aportó su calidad desde la claridad para accionar como para ejecutar. No puede faltar en el quinteto ideal de la Liga y candidato al MVP. Además de ser pieza en la selección local para las ventanas.

De hecho el 90% del equipo de Obras es U23. Luego de Zubriggen, aparecen Luca Valussi (clase 98) con promedios de 7.8 ppp, 5.5 rpp y 38% en triples siendo una de las piezas claves del perímetro del rockero. Sumado a Lautaro Berra (clase 98) quien fue otro de los puntos salientes en el poste, con mucho entendimiento de juego y un llamado a la selección. Cerró la etapa regular con 9.3 ppp y 3.4 rpp en los 38 partidos. El uruguayo Joaquín Rodríguez (clase 99) se destacó con 10.6 ppp, 3.2 rpp, 3.2 app como otra pieza esencial de soporte con Zurbriggen.

Uno de los aleros de excelencia fue Fausto Ruega y siendo su primer año como U23 (clase 2000). Mostró condiciones de sobra realzando su poder yendo al aro y volcando la bola. Cerró con 13.3 ppp, 33% en triples, 8.3 rpp y +16 de valoración. Fue importante lanzando del perímetro y con un llamado a la selección mayor. Evolucionó en diferentes aptitudes de juego con un protagonismo notable dentro del quinteto titular. Gran poder de salto, buen primer paso iniciando del perímetro y mejorando en defensa.

Otro de los jugadores determinantes de Bahía Basket es Federico Elías (clase 99). Titular indiscutido moldeando su juego como escolta con 35% en triples (2.6 tpp) además de su 16.8 ppp y 3.1 rpp en los 35 juegos disputados. Trató de no depender del tiro externo, mejoró con su dribbling yendo al canasto y ganando en volumen físico sobre todo. Un pilar del equipo, el cual será necesario para la serie ante Atenas.

Hablando del cordobés, fue notable el crecimiento y liderazgo de Leonardo Lema (clase 98) en Atenas. Dentro de un plantel con muchas bajas y cambios además de su pobre campaña, el alero pampeano cerró con 12.1 ppp, 31% en triples, 6.3 rpp, 1.4 app en 37 partidos. Pilar absoluto, mostró su capacidad física para rebotear, ganar desde el dribbling e ir con potencia hacia el canasto. Mejoró su lanzamiento externo y se ganó su chance de selección.

En Ferro hay dos nombres U23 que realzan casi sin pensarlo. Tomás Spano (clase 98) desde la conducción y el alero Valentín Bettiga (clase 99). Los dos fueron pilares del verde y en la segunda mitad del torneo comandaron en diferentes apartados a Ferro. El base cerró con 12.2 ppp, 39% en triples, 3.1 rpp, 3.3 app y con varios goles ganadores. El alero de Pringles fue un toro con su capacidad física (7.2 ppp, 33% en triples, 6.8 rpp, 1.3 app) y siendo de los mejores defensores del equipo. Ambos titulares y progresando en ambos costados subiendo sus porcentajes y capacidad individual.

En Mar del Plata hubo varios jugadores que subieron su nivel. Joaquín Valinotti (clase 98) aprovechó muy bien sus oportunidades y año a año viene con un progreso escalonado. Cerró con 8.1 ppp, 33% en triples, 2.3 rpp, 2.6 app, claridad para jugar y mucha disciplina desde la conducción. Supo suplir a Gerbaudo y un partido donde rozó el triple-doble (24 pts, 7 rebotes, 7 asistencias)

Si hablamos de destacados, Tomás Monacchi (clase 97) dio un enorme salto de calidad en la temporada. El alero mostró sus dotes físicos para ganar hacia el canasto, sus mejoras lanzando desde lejos y siendo uno de los pilares ofensivos en diferentes momentos del campeonato. Cerró con 9.3 ppp, 32% en triples, 4.8 rpp, 1.1 app y con consideración para la selección Argentina. Uno de los jugadores con mayor evolución y protagonismo U23.

Enorme evolución la de Facundo Vásquez (clase 98) dándole un fantástico toque de calidad a Platense desde la conducción. Cerró con 10.5 ppp, 33% en triples, 4.4 rpp, 4.8 app (tuvo partidos de 12 y 13 asistencias). Tomó las riendas del calamar, mostró su evolución en claridad de juego y como conectarse con el resto. En la mayoría de los encuentros superó el doble dígito de puntos mostrando su poder de gol también.

Innegable la calidad de Máximo Fjellerup (clase 97). Se perdió la mitad de los partidos por lesión o bien por Covid-19, lo cual le restó protagonismo en un equipo donde es titular indiscutido como San Lorenzo. Terminó con 9.5 ppp, 28% en triples (donde aún no pegó el salto), 5.9 rpp, 2.0 app en solo 19 partidos. Fue de mayor a menor, sumó más en la Champions League como eje además de su trabajo en la selección donde también tiene un lugar asegurado.

Argentino fue otro de los equipos que le dio mucho uso a sus U23. El debutante Agustín Pérez Tapia (clase 99) fue otro de los destacados sin el peso de ser su primera Liga. Cerró con 10.9 ppp, 29% en triples, 2.9 rpp, 2.5 app en 38 partidos siendo titular. Pícaro, muy suelto para jugar y poder aportar su calidad como conductor. Tuvo un juego donde rozó el triple doble (24 pts, 8 rebotes, 7 asistencias). Gran aparición.

San Martín contó con el jugador de mayor progreso de la Liga. Matías Solanas (Clase 97) se soltó y explotó ofensivamente en el correntino. Terminó con 13.4 ppp, 36% en triples, 4.3 rpp, 2.5 app y regalando juegos de calidad con un físico mejorado y colaborando en diferentes apartados también. Ayudó en el juego de pases, reboteando y dando el toque necesario adelante como escolta inicial en casi todos los partidos.

Enorme temporada regular para Martín Fernández (clase 97). El alero mendocino también logró soltarse y capitanear por momentos a Regatas de Corrientes. Su valoración fue subiendo con el correr de la temporada (10.7 ppp, 41% en triples, 4.7 rpp, 1.8 app) hasta llegar a una ventana eliminatoria con la selección. Dañó con el tiro externo pero yendo fuerte al aro, colaboró atrás y fue una de las piezas claves por las cuales Regatas terminó tercero.

Quimsa contó con un par de U23 muy destacados dentro de su estructura colectiva. Por un lado Franco Baralle (clase 99) desde la conducción y mostrando su madurez para conducir al líder del torneo y campeón de Champions League. Tuvo promedios de 8.8 ppp, 36% en triples, 2.7 rpp, 1.5 app con mucho desequilibrio individual, regalando destellos de su gol e inconsciencia para jugar y resaltar.

Lo propio para el gigante Bryan Carabali (clase 99). El ecuatoriano de 2,10 no resaltó adelante (4.4 ppp) pero fue una verdadera muralla (2.1 bpp) además de su 4.2 rpp sumado a una presencia de lujo en el poste cuando fue necesario. Incomodó rivales, supo negar lanzamientos y más allá de cierta inmadurez lógica, creció en potencia y determinación para jugar y ganando un gran protagonismo dentro del plantel.

Los Ceresinos Manuel y Augusto Alonso (clase 99 y 98) dejaron su impronta en la temporada con Libertad. En el caso de Manuel (8.0 ppp, 2.3 rpp, 2.2 app) mostró su calidad ofensiva, potencia con un lunar en el tiro externo (21%) pero generando bien para el resto (juegos de 6 y 7 asistencias). Además de superar en 13 ocasiones el doble dígito. Augusto (5.8 ppp, 32% en triples, 2.3 rpp, 2.6 app) como polifuncional, dando toques de calidad y funcionando bien adelante con cuatro juegos como goleador.

José Fiebig

@Josefiebig

COMENTARIOS (1)

covid19 06/04/2021

DENLE UN AÑO MAS A aNDREATTA Y DESPUES HABLAMOS. EDAD, ALTURA ,TALENTO Y MANO LE SOBRAN.

Responder

DEJA UN COMENTARIO